Por primera vez en la historia, Asunción depurará sus efluentes cloacales Destacado

Esto será posible gracias a la rehabilitación y ampliación de la red de alcantarillado sanitario y la construcción de dos plantas de pretratamiento de aguas residuales, un sistema pensado para evitar el vertido de aguas servidas a la bahía de Asunción. Las obras son emprendidas por el Ministerio de Obras Públicas y Comunicaciones (MOPC), a través de la Unidad Ejecutora de Proyectos (UEP).

 

En plena ejecución en varios puntos de la ciudad –entre estos la avenida Artigas-, “beneficiarán no solo a quienes vivimos hoy en Asunción, sino a nuestros hijos y nietos, porque lo que estamos haciendo tendrá un impacto de aquí a 10, 20, 30 años”, afirma Dieter Krauch, gerente de Proyectos de Agua y Saneamiento (GPAS) de la Unidad. “En Latinoamérica, todas las capitales, como San Pablo, Buenos Aires, tienen instalado su sistema de tratamiento de aguas servidas desde hace 50, 70, 80 años. En ese sentido, nuestra ciudad, y nuestro país en general, ha quedado relegado desde hace, por lo menos, 50 años. Y hoy, con el crecimiento poblacional, estas obras son absolutamente impostergables”.

Consciente de la incomodidad generada en el tránsito debido a las intervenciones, Krauch vuelve a poner énfasis en que se trata de una tarea “que no puede seguir postergándose, porque si bien hoy está en fase de ejecución hablamos de un proyecto que data de hace casi diez años. En este tiempo, ha pasado por una etapa de diseño, búsqueda de financiamiento y llamado a licitación”. No obstante, pide paciencia a la ciudadanía: “Pensemos en nuestros hijos, en nuestros nietos, ellos nos agradecerán”.

Beneficiarios. Más de 250 mil habitantes de Asunción se beneficiarán directamente con el sistema, mientras en forma indirecta lo hará toda la población capitalina, pues permitirá recuperar el entorno natural de la bahía y de la ribera, así como mejorar la salud de los habitantes.

Trabajos en Artigas. Sobre esta avenida continúan las tareas iniciadas en la intersección de la calle Suiza. Allí se concentra en estos días el trabajo de instalación de la colectora de 800 milímetros, que transportará las aguas negras hasta la Planta de Pretratamiento de Aguas Residuales de Bella Vista.

Para esta obra es necesaria la excavación de pozos denominados “de ataque”, donde se colocará la máquina tuneladora, y “de recepción”, por donde se podrá recuperar el cabezal excavador del equipo. La aplicación de este sistema constructivo permitirá evitar la apertura de zanjas, a lo largo de la avenida Artigas. No obstante, requerirá el corte del tránsito vehicular en el carril de ingreso al centro de Asunción, donde se construyen los pozos –dos en total-, así como sobre la calle Suiza, donde se ubica uno más, a una cuadra de la avenida. Esto, debido a que cada uno posee un total de 5 metros de diámetro y una profundidad, en algunos casos, de hasta 12 metros.

En general, los pozos se excavan con una separación de 100 a 120 metros, avanzando en forma progresiva en dirección a la avenida General Santos. Permanecen abiertos por un período de dos a tres meses. 

Estas obras integran el Proyecto de Rehabilitación y Ampliación de la Red de Alcantarillado Sanitario de Asunción, que comprende la rehabilitación o ampliación de 56 kilómetros de tuberías de la red cloacal. También incluye la construcción de dos Plantas de Pretratamiento de Aguas Residuales, en Varadero y Bella Vista, con un plazo estimado de ejecución de 30 meses.

La empresa contratista es el Consorcio ASI Paraguay, integrado por Acciona Agua SAU y BTD Proyectos 12 SA, y el monto contractual de inversión es de G. 174.447 millones, financiado con un préstamo del Banco Interamericano de Desarrollo (BID). Este contrato ya incluye la construcción de la planta de Varadero. Mientras, la construcción de la Planta de Pretratamiento de Aguas Residuales de Bella Vista tiene un contrato independiente y es de G. 105.690 millones y la empresa adjudicada es Acciona Agua SA y se financia también con un préstamo del BID. 

El tránsito. Actualmente, se halla el carril derecho de la avenida Artigas, para el ingreso de los vehículos al centro de Asunción, está intervenido, pues en esa zona se construyen los pozos que permitirán operar las máquinas para el microtúnel, que excavan para la colocación de las nuevas tuberías. 

Ahora, los vehículos realizan su recorrido normal desde Primer Presidente en la intersección con Artigas y, al llegar a la calle Inglaterra, utilizan el carril izquierdo hasta la calle Dematei, donde posteriormente retoman por el sector derecho. 

En el retorno, en dirección al Jardín Botánico desde el centro de Asunción, los automovilistas realizan el desvío obligatorio en la avenida Brasilia, ingresan por la calle San Salvador y después utilizan la avenida Venezuela para volver a salir en Artigas y continuar el recorrido normal. Las intervenciones sobre la avenida Artigas, en los diferentes puntos, serán por 11 meses. 

Deja un comentario

Asegúrese de introducir toda la información requerida, indicada por un asterisco (*). No se permite código HTML.