Fundación Ideagro busca optimizar el desarrollo agropecuario

Se hizo la presentación oficial de la Fundación Ideagro, creada por las cooperativas menonitas del Chaco Central y que tiene como objetivo potencializar el desarrollo agropecuario en el Chaco Central.

El presidente del Consejo Administrativo, Lic. Sebastian Boldt, destacó principalmente la visión, misión y objetivos por los cuales fue creada la fundación.

Expresó que como cooperativas del Chaco Central vieron la importancia de unir  fuerzas en el área de investigación y desarrollo agropecuario, por la cual fue constituida la Fundación IDEAGRO con el respaldo de las Cooperativas Chortitzer, Fernheim y Neuland, para la consolidación del desarrollo agropecuario en todo el territorio chaqueño.

 

 

Durante la conferencia de prensa agregó: “No solo nosotros tenemos este compromiso. Estamos conscientes que primero en este paso de la formalización y luego en el avance de las actividades ustedes son nuestros aliados y nos respaldarán con las coberturas correspondientes para el desarrollo de nuestro Chaco paraguayo, motivo por el cual les hemos convocado hoy a este lanzamiento”.

Luego el Lic. Mba Norbert Dueck, gerente general de la Fundación, comentó sobre los ejes de trabajos y proyectos para los próximos meses destacando tres puntos principales: Investigación /desarrollo, Capacitación y Transferencia de tecnología​ y Servicios.

 

En proyectos de I&D​ la fundación trabajará en:

Agricultura (comparación de variedades, técnicas de producción de los diferentes cultivos de renta y de cobertura)​; ganadería​, sector lácteo​, producción alternativa ​y proyectos de creación de valor en origen.

 

Compartir:

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email

Add a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Boletín

Suscribite a la Revista Digital

No enviamos spam ni material irrelevante.

Redes Sociales

Mirá más

Posteos relacionados

Avanzan las obras de la ruta PY12

El paisaje del Bajo Chaco paraguayo ha experimentado una transformación notable. El continuo ir y venir de maquinaria y personal ha modificado drásticamente esta zona,